Dra. Ana Palomo. Col 2909390

Acupuntura más información

Es frecuente en la consulta diaria que nos topemos con pacientes que preguntan nuestra opinión sobre la  acupuntura para tal o cual dolencia, y lo habitual es que nuestra respuesta sea la de  “mientras la realice un médico no hay problema”, pero por desgracia, no sabemos decirle nada más allá de ese sabio consejo. Todavía existe mucho desconocimiento sobre la Medicina Tradicional China (MTC) en general y la Acupuntura en particular, siendo pocos los que saben por ejemplo que la Acupuntura es una técnica reconocida por la sección médica Colegial como competencia médica, y que la OMS hace ya unos pocos años, publicó una relación de patologías para las cuales, es apropiado su uso.

Enfermedades Respiratorias

  1. Sinusitis aguda
  2. Catarro común
  3. Amigdalitis aguda
  4. Bronquitis aguda
  5. Asma bronquial

Enfermedades Gastrointestinales

  1. Espasmo esofágico
  2. Hipo
  3. Gastroptosis (Estómago caído)
  4. Gastritis aguda y crónica
  5. Hiperacidez gastrica
  6. Úlcera duodenal crónica
  7. Colitis aguda y crónica
  8. Disentería bacteriana aguda
  9. Estreñimiento
  10. Diarrea
  11. Ileo paralítico
  12. Colon irritable

Enfermedades Neurológicas

  1. Cefalea
  2. Migraña
  3. Neuralgia del trigémino
  4. Parálisis facial (estadio temprano)
  5. Neuropatía periférica
  6. Secuelas de accidente vascular cerebral
  7. Síndrome de Meniere
  8. Vejiga neurógena
  9. Enuresis nocturna
  10. Neuralgia intercostal
  11. Dolor del miembro fantasma

 

Enfermedades de los Ojos

  1. Conjuntivitis aguda
  2. Retinitis central
  3. Miopía (en los niños)
  4. Ojos secos

Enfermedades de la Boca

  1. Dolor de muelas
  2. Dolor después de una extracción
  3.  dental
  4. Gingivitis
  5. Faringitis aguda y crónica

Enfermedades Músculo esqueléticas

  1. Periartritis escápulohumeral
  2. Codo de tenista
  3. Ciática
  4. Lumbalgia
  5. Artritis reumatoide

Desórdenes Psicosomáticos

  1. Insomnio
  2. Fatiga

Enfermedades de la Piel

  1. Eccema
  2. Psoriasis

 

Los colegas que estudian en profundidad sus bases teóricas y la ponen en práctica, se llevan una grata sorpresa al comprobar por ellos mismos, que funciona e incluso en algunos casos, es capaz de dar respuesta a patologías para las que nuestra medicina occidental todavía está muy limitada.
La MTC, coherente con el pensamiento oriental que concibe al mundo en permanente flujo y cambio, esta basada en el concepto de energía (Qi): lo que se mueve y provoca el movimiento. La energía tiene diversas formas de manifestarse desde las mas materiales (la sangre y los líquidos orgánicos: Xue, Jin ye) a las mas sutiles como el pensamiento (Shen). La energía que el  hombre posee proviene de sus padres (esencia: Jing) pero también se obtiene de los alimentos y de la respiración. Circula en el cuerpo por canales (meridianos). Para nosotros, médicos occidentales,  supone un reto entender y aceptar su existencia, ya que la idea de que el cuerpo está recorrido por canales invisibles al ojo humano, a través de los cuales fluye  el Qi, es algo  que a priori, se sale de nuestra lógica, pero podríamos comprenderlos como vías de comunicación (lo que se trasmite es información).  Cada uno de ellos sigue un trayecto  específico,  con múltiples puntos (la forma de acceder al flujo de energía del canal), e interconexiones que permiten conectar con los distintos planos funcionales incluidos los propios órganos.
Para los médicos chinos la enfermedad es un desequilibrio energético en la armonía del todo, que se manifiesta por una alteración de la circulación normal de energía. El medico procura deshacer los estancamientos (lo que no fluye, duele), movilizar  de donde hay a donde no hay (llenar vacíos), proporcionar nueva energía a través de la respiración, la alimentación o la farmacopea.
Consecuentemente la MTC  entiende  al hombre como un todo (todo es energía/materia con distintos grados de condensación), donde no caben diferencias entre mente y cuerpo, Un ser  físico, energético y emocional  INDISOLUBLE, donde el fallo de alguna de las partes va a terminar afectando a las demás. Un microcosmos inmerso en el macrocosmos universal (entre el cielo y la tierra), y por tanto, influenciable por la naturaleza y los factores climáticos.
Esta medicina con una historia de 3000 años maneja conceptos tan modernos como la dualidad onda corpúsculo de la materia o los biopotenciales como sistema de regulación. Son ya muchas las investigaciones básicas que intentan comprender estos mecanismos con   resultados sorprendentes y en muchos casos contundentes, de los que trataremos en artículos posteriores, donde veremos como muchos de  esos conceptos “raros”, pueden ser demostrados y traducidos  a nuestro lenguaje científico.
Otro dato importante a resaltar es que como cualquier otro sistema médico, la MTC precisa de un diagnóstico y exploración previos, para poder determinar el tratamiento posterior, siendo el acto de la puntura el último paso, de toda una serie de actuaciones previas con el enfermo. El camino que sigue la MTC para diagnosticar, se basa en la realización de una historia clínica muy detallada, seguida de dos métodos imprescindibles: exploración de la lengua (donde se fijan en la forma, color, saburra, grado de humedad, etc.)  y palpación del pulso ( toman el pulso en tres zonas de la arteria radial y a su vez a tres niveles de profundidad, lo que supone un total de 18 pulsos) . El diagnóstico obtenido permite “crear” un protocolo terapéutico especifico para cada uno de los pacientes, algo así como un traje a medida.

A  pesar de que lo más popular es la aplicación de la acupuntura para el alivio del dolor, esta medicina ofrece muchas más posibilidades en la clínica. A día de hoy , la acupuntura podemos encontrarla ya con un funcionamiento sólido en  Hospitales como Virgen del Rocío o el Reina Sofía y en Centros de Salud como Dos Hermanas de Sevilla o Teatinos de Málaga . Las Universidades también las están comenzando a incluir dentro de sus formaciones de postgrado y como asignatura optativa.

En definitiva,  hablar de acupuntura es hablar de medicina de la buena, de la hipocrática, de la que mira a los ojos al enfermo y le estrecha la mano, la que lo escucha y atiende como un ser complejo y completo, una medicina holística, que no  separa la psique del soma y que tiene sus propias leyes lógicas y su base teórica.

Ana Palomo Rosado.
Profesora del Curso de Experto universitario en Acupuntura (UMA).
Miembro de la junta directiva de SAME (Sociedad de acupuntura médica de España).
Con la colaboración de la Sección de Médicos Acupuntores del COMM.

Para ampliar:
Sociedad de Acupuntura Médica de España , www.same-acupuntura.org
Federación Iberolatinoamericana de Sociedades Médicas de Acupuntura,www.filasma.net
Internacional Council of  Medical Acupuncture and Related Techniques, www.icmart.org

FaLang translation system by Faboba